Y el Goya de Honor es para…

Foto de José María Forqué

Goya de Honor 1995 · 9 Edición

José María Forqué

Director y guionista

Zaragoza, 1923 – Madrid, 1995

El director recogía emocionado en 1995 el Goya de Honor a toda una vida dedicada al cine, de manos de su hija Verónica y de su amigo, Luis García Berlanga. Su discurso, con palabras llenas de cariño hacia su familia, logró conmover a la actriz, que no pudo contener las lágrimas mientras escuchaba a su padre. “Quizá mi mejor invento, lo que mejor he hecho haya sido lo de la criatura, su madre y su hermano”, manifestó con ternura.

©Atraco a las tres

Realizador, guionista y productor, estrenó su ópera prima, Niebla y sol (1951), con 28 años, mientras trabajaba como dibujante de arquitecto. A partir de ahí comenzará una regular carrera como director que se extenderá durante cuarenta y tres años, con un total de cuarenta y siete películas y cinco series para televisión.

José María Forqué, en su extensa filmografía, cultivó todos los géneros, desde el drama, hasta el musical, pasando por el policíaco y la comedia. Entre sus grandes éxitos figuran títulos como Maribel y la extraña familia (1960), adaptación de la obra de Miguel Mihura, o Atraco a las tres (1962), una de las obras maestras del cine español dentro del género del sainete, en la que logró sortear con gran maestría la censura de la época.

En la década de los setenta comenzó su colaboración con el guionista Rafael Azcona con películas como El monumento (1970), uno de sus mayores éxitos, o El ojo del huracán (1971). También se adentró en el formato televisivo, dirigiendo varias series de televisión, la más popular de ellas fue Ramón y Cajal (1982), uno de los mayores éxitos de Televisión Española, protagonizada por Adolfo Marsillach.

 

Forque1

José María Forqué en un momento de rodaje

Forque2

¡Comparte ahora este artículo con tus amigos!